Autorretrato durero prado: obra maestra renacimiento alemán

Contenido
  1. Historia del autorretrato Durero Prado
  2. Análisis del autorretrato Durero Prado
  3. Los autorretratos de Durero

El autorretrato Durero Prado es una de las obras más destacadas del pintor alemán Alberto Durero, conocido también como Albrecht Dürer. Pintado en 1498, este autorretrato es un óleo sobre tabla que mide 52 cm de alto y 41 cm de ancho. Actualmente se exhibe en el Museo del Prado de Madrid, España.

Historia del autorretrato Durero Prado

Alberto Durero, hijo de un orfebre húngaro que se estableció en Núremberg, es considerado el máximo representante del Renacimiento en Alemania. Pintó este autorretrato en 1498, un año importante en su carrera, ya que también publicó su famosa serie de grabados del Apocalipsis. Durero había regresado recientemente de su primer viaje a Italia, lo cual se refleja en el estilo de esta obra, con influencias de la escuela veneciana y lombarda, especialmente de Giovanni Bellini.

Poco se sabe sobre la historia de este autorretrato antes de 1636, cuando fue entregado por el ayuntamiento de Núremberg al conde de Arundel como regalo para Carlos I de Inglaterra. En 1645, el grabador Wenzel Hollar publicó un grabado al aguafuerte de este autorretrato, el cual muestra la imagen invertida. Después de la muerte de Carlos I, el autorretrato fue adquirido por David Murray, sastre del difunto rey, y posteriormente fue comprado por el embajador español en Londres, Alonso de Cárdenas, por encargo del noble y coleccionista Luis de Haro. En 1654, el cuadro fue regalado al rey Felipe IV de España. Permaneció en la colección real española hasta que ingresó en 1827 en el Museo del Prado.

Una copia poco conocida de este autorretrato se conserva en la Galería de los Uffizi de Florencia.

Menú comedor escolar colegio el prado

Análisis del autorretrato Durero Prado

En este autorretrato, Durero se representa como un gentilhombre de la nobleza, joven y vigoroso, con una altivez casi arrogante. Está elegantemente vestido, con un escote pronunciado, cabello y barba bien cuidados, anticipando los retratos de Bartolommeo Veneto. El atuendo refleja no solo una personalidad refinada, sino también el bienestar económico del artista. Los guantes de piel gris que lleva eran un artículo de lujo en aquel tiempo.

Con este autorretrato, Durero quería elevar su posición como artista, demostrando que no era solo un simple artesano, sino un oficio con contenido intelectual y digno de reconocimiento. Aunque Durero pinta su ropa con gran detalle, su rostro no está idealizado. Tiene los párpados ligeramente caídos y una nariz prominente. A pesar de esto, su cabello parece dorado y está pintado con un detalle minucioso, cabello por cabello. En el fondo, se puede ver una ventana que era una característica común en los retratos venecianos de la época.

autorretrato durero prado - Qué significa la palabra Durero

En la parte inferior del cuadro, debajo del marco de la ventana, se encuentra una inscripción que dice: 149lo pinté a mi propia imagen. tengo 26 años. Esta firma y monograma son características de muchas de las obras de Durero.

Guido reni en el museo del prado: arte barroco y religioso

A través de la ventana, se puede apreciar un paisaje, lo cual muestra la influencia italiana en la integración del retrato en un espacio que le sirve de marco.

Los autorretratos de Durero

El autorretrato Durero Prado es solo uno de los varios autorretratos que Durero pintó a lo largo de su vida. Estas obras nos permiten ver la evolución del artista a lo largo del tiempo.

El autorretrato más antiguo que se conserva de Durero es uno realizado a punta de plata en 1484, cuando tenía solo 13 años. Se encuentra en el museo Albertina de Viena. Otro autorretrato destacado es el que se conserva en el Museo del Louvre, pintado en 1493 sobre pergamino y luego pegado sobre lienzo. En este autorretrato, Durero aparece como un adolescente imberbe, sosteniendo una ramita de cardo, símbolo del sufrimiento de Cristo.

autorretrato durero prado - Cómo se llama el Autorretrato de Alberto Durero

Duelo a garrotazos: obra maestra de goya en el museo del prado

En 1500, dos años después del autorretrato Durero Prado, Durero pintó otro autorretrato que se encuentra en la Alte Pinakothek de Múnich. En esta obra, Durero se representa frontalmente, vestido de pelliza, con largos cabellos y una expresión seria y serena.

El autorretrato Durero Prado es una obra maestra del Renacimiento alemán y una muestra del talento y la habilidad de Alberto Durero como artista. A través de este autorretrato, Durero quiso elevar su posición como artista y demostrar que el arte merecía reconocimiento como una profesión con contenido intelectual. La elegancia y el detalle con los que Durero se representa a sí mismo en esta obra son un testimonio de su habilidad técnica y su genio artístico.

Subir

Utilizamos cookies propias y de terceros para elaborar información estadística y mostrarte contenidos y servicios personalizados a través del análisis de la navegación. Acéptalas o configura sus preferencias. Mas Información