Goya en el prado: la quinta del sordo - historia y pinturas

Contenido
  1. La Quinta del Sordo: Un refugio para Goya
    1. Descripción de la Quinta del Sordo
  2. Controversia sobre las Pinturas negras

Francisco de Goya, uno de los pintores más famosos de la historia del arte español, vivió en Madrid durante gran parte de su vida. Sin embargo, pocos saben que Goya tuvo una residencia particular en las afueras de la ciudad, conocida como la Quinta del Sordo. En este artículo, exploraremos la relación de Goya con esta finca y su importancia en su obra.

La Quinta del Sordo: Un refugio para Goya

La Quinta del Sordo, también conocida como Quinta de Goya o Huerta de Goya, fue una finca y casa de campo ubicada en Carabanchel Bajo, a las afueras de Madrid. Fue en este lugar donde Goya vivió durante sus últimos años en España, antes de su exilio, y donde se encontraban las famosas Pinturas negras.

A diferencia de lo que se cree popularmente, el nombre de la finca no se debe a la sordera del pintor, sino a la sordera de un propietario anterior. Goya adquirió la villa en 1819 y vivió en ella hasta poco antes de su partida hacia el exilio en 182Durante sus breves visitas a Madrid, Goya se alojaba en la Quinta del Sordo, que estaba a cargo de su nieto Mariano.

La compra de esta finca por parte de Goya puede explicarse por varias razones. Por un lado, su ideología liberal podría haberle llevado a desear vivir alejado de la corte absolutista de Fernando VII. Por otro lado, Goya también podría haber querido convivir discretamente con Leocadia Zorrilla de Weiss, madre de Rosario Weiss, a quien se rumoreaba que eran amante e hija del pintor respectivamente, aunque oficialmente eran su ama de llaves y su ahijada.

Diego prado y colón de carvajal: el misterio del esqueleto

Descripción de la Quinta del Sordo

La Quinta del Sordo estaba situada en los terrenos que hoy ocupan las calles Doña Mencía, Baena, Caramuel y Juan Tornero, en el distrito de Latina de Madrid. Era un lugar rodeado de huertas y casas de campo aisladas. La casa en sí era de planta rectangular, con dos plantas y de humilde factura.

La fama de la Quinta del Sordo se debe a las Pinturas negras, una serie de pinturas murales realizadas por Goya en las paredes de la casa. Estas pinturas fueron trasladadas a lienzo y donadas al Museo del Prado en 188Desafortunadamente, la casa fue demolida en 1909 debido a su estado ruinoso.

Controversia sobre las Pinturas negras

En 2003, el profesor Juan José Junquera puso en duda la autoría de Goya sobre las Pinturas negras. Sin embargo, estas afirmaciones fueron rebatidas por el investigador Nigel Glendinning en 2004, quien es considerado uno de los mayores expertos en la obra de Goya.

La Quinta del Sordo fue un lugar importante en la vida y obra de Francisco de Goya. Esta finca y casa de campo en las afueras de Madrid fue su refugio durante sus últimos años en España y el lugar donde pintó las famosas Pinturas negras. Aunque la casa fue demolida, su legado perdura en el Museo del Prado, donde se pueden apreciar estas obras maestras del arte español.

Fusilamiento de torrijos en el museo del prado: lucha por la libertad

Subir

Utilizamos cookies propias y de terceros para elaborar información estadística y mostrarte contenidos y servicios personalizados a través del análisis de la navegación. Acéptalas o configura sus preferencias. Mas Información